Porque no tenemos operario, tralalalalá.

Toda una tanda de dormitorios esperando a que la Dama estuviera arreglada.

Ya está arreglada pero no hay quien sepa manejarla, tralalalalá.

Hay días que me siento muy cansado.